Home Links Contacts Give us a link
 
Main Cities
Islas Eolias-Salina

Introducción

Esta isla tan especial cuenta con altos acantilados que dan a unas espectaculares playas y laderas que se unen a densos bosques, coloridas flores salvajes y viñedos. Santa Marina Salina, Lingua, Malfa y Rinella, todas tienen diferentes tamaños y características propias. Lo que sí tienen en común es la tranquilidad que reina en todas ellas.
La historia de Salina data de los tiempos del imperio griego. La llamaban Dydime (doble) por sus dos volcanes extintos. Su nombre actual se lo debe a las salinas de Lingua.
Salina es la única de las Islas Eolias que cuenta con manantiales de agua naturales. Este factor junto con las viejas erupciones de los volcanes la han dotado de tierra fértil donde abundan las uvas para elaborar el vino malvasia.
Las embarcaciones llegan a Santa Marina o a un pueblo pesquero, Rinella. Malfa, al norte, y Leni son otros pueblos también importantes de la isla.
Sólo en verano los turistas podrán encontrar oficinas de turismo en Rinella, Malfa y Santa Marina, que es el pueblo más importante y donde está ubicado el puerto. Via Risorgimento, paralelo a Lungomare, divide el pueblo en dos mitades con dos construcciones típicas eolias de paredes pintadas de diferentes colores y con ventanas circulares. En ese mismo lugar, encontrará otro tipo de tiendas, como de diseño y almacenes. Alejándose del puerto y yendo hacia la derecha, se llega a una playa ideal para darse un baño y disfrutar del sol.
Si le gusta el deporte y la naturaleza, quizá quiera escalar el volcán Fossa delle Felci que alcanza los 962 metros de altura. El Santuario della Madonna del Terzito se encuentra ubicado en un valle entre el volcán Monte dei Porri y Fossa del Felci. Los peregrinos llegan aquí especialmente en la Asunción, en agosto. Hay un autobus que parte de Santa Marina hacia Rinella y Leni que conduce hasta el santuario. Un pintoresco y señalizado camino se abre paso entre las flores silvestres y va desde la iglesia hasta la cima del volcán, un recorrido que lleva unas dos horas. El último tramo del ascenso es realmente complicado. Sin embargo, vale la pena hacerlo ya que al llegar uno es recompensado con unas privilegiadas e inigualables vistas de las islas. Lingua se encuentra a 3 km de Santa Marina y tiene también sus preciosas salinas siempre bañadas por el sol. Lingua cuenta con algunos hoteles, trattorias, una pequeña playa y un faro. Su arquitectura sigue el típico estilo eoliano, con formas redondeadas en blanco y celeste con tomates y hierbas que dan otro toque de color a la escena. Desde Lingua y pasando por Brigantino se puede ascender hasta Fossa delle Felci. En el ascenso, se pueden ver campos de maíz y cebada, olivares y viñedos donde se cultiva el vino malvasia usando las técnicas tradicionales que han sobrevivido todo tipo de competencia. Se cree que las vids fueron plantadas por los mismos griegos.
Malfa se encuentra en un acantilado que da hacia el mar. Aquí sólo encontrará preciosos hoteles ubicados en sus angostas calles, una pequeña playa con guijarros, tranquilidad y privacidad. Es la ciudad más grande; sin embargo, nunca hay demasiados turistas. Su Museo dell’Emigrazione Eoliana que se encuentra en el Palazzo Marchetti da a quienes lo visitan una muestra de la magnitud y las consecuencias de la emigración de las islas. La playa de Pollara ofrece una belleza sin igual y de fondo están los acantilados volcánicos. Para evitar lo que sería una larga caminata por Pollara, puede descender del autobus justo en una escalera que conduce hasta la playa.
Un camino serpenteante lleva a las casitas rosas, blancas y azules de Rinella ubicadas en una colina que desemboca en una playa de arenas negras. ¡Simplemente maravilloso! Rinella es famoso por ser el lugar perfecto para arponear en sus aguas. También hay otras playas un poco más tranquilas, tales como la que se encuentra en Campeggio Tre Pini. A Rinella se llega tomando el autobus o uno de los hidrodeslizadores que parten de Santa Marina.
Eolie Adventure en el puerto de Santa Marina organiza excursiones y caminatas en las Islas Eoleas todo el verano.

Dónde comer

Los hoteles permiten que las personas que no se estén alojando allí también puedan hacer reservaciones en sus restaurantes.
En Santa Marina Mamma Santina tiene su propio restaurante en Via Risorgimento y se especializa en la Cuisine Italiana.
Cucinotta Rita en Risorgimento es el lugar perfecto para cualquiera de sus comidas. Todo es delicioso y fresco en este pequeño pero adorable restaurante.
Portobello en Via Bianchi tiene unas vistas maravillosas del mar y platos muy bien logrados.
En Lingua A Cannata se aplica la filosofía de Slow Food. Se especializa en pescados y mariscos. En el verano es necesario realizar reservas.
Da Alfredo in Cucina tiene una espaciosa terraza con mesas que dan a a las salinas en un lugar apartado.
En Rinella en Via Rotabile el Hotel L’Ariana cuenta con su propio restaurante y bar.

Cómo llegar y desenvolverse en la isla

EN BOTE: durante el verano pueden alquilarse en Levante en Via Risorgimento en Santa Marina.
EN AUTOBUS: los autobuses que funcionan en la isla parten de la parada de autobuses en la plaza principal.
En Malfa los pasajeros descienden en lo más alto de la ciudad, pero parten del hotel Punta Scario. Los autobuses regulares funcionan en los pueblos principales y en Valdichiesa. Los horarios se encuentran disponibles en el puerto y otros lugares comunes.
EN FERRY O HIDRODESLIZADORES: en el verano parten de otras islas hasta Santa Marina (servicios: 8 por día), a Rinella (servicios: 4 por día). Durante el resto del año los servicios son más espaciados. Las oficinas de boleto de las líneas Ustica y Siremar se encuentran en los puertos de Santa Marina y Rinella.
EN MOTOCICLETA: son ideales en Rinella ya que con ellos es posible disfrutar al máximo del bonito paisaje. Eolian Service los tiene en alquiler en Rinella y Antonio Bongiorno en Via Risorgimento en Santa Marina.


 
Toscana